¿Ahorrar para qué?

Hace algunos días me reencontré con mi antiguo equipo de trabajo después de casi dos años, para entre otras cosas, despedir a alguien del grupo que se muda a Irlanda.

Después de ponernos al día café de por medio, nuestro amigo nos comentó que estaba dudando entre alquilar un departamento solo y resignar ahorros, o hacerlo con roomates, que es muy común en otros países en los que la vivienda es muy costosa. La diferencia, decía, era ahorrar un 20% adicional del sueldo aproximadamente. Cuando nos pidió opinión, se armó un debate interesante (hasta acá no les había comentado de mi participación en este blog).

  • Si, ahorrar, pero, ¿ahorrar para qué?
  • ¿Cómo que “para qué”? salté, pensando en todas las posibilidades que se me venían a la cabeza.

Eran tantas que no se me ocurría forma de expresarlas de forma sintética. ¿O era que en verdad, nunca lo había pensado seriamente y estaba actuando de forma automática, como alguien en ese momento opinó?

Realmente, si tenemos un ingreso que cubre nuestras necesidades y hasta las excede, por lo que podemos vivir día a día sin mayores preocupaciones… ¿necesitamos del ahorro?¿ Vale la pena hacer un esfuerzo y privarnos de algunas cosas (como en este caso, de vivir solos), en pos de guardar dinero que no necesitamos?

Me estaban obligando a pensar 😊

Que no necesitamos… hoy. Fue mi reflexión finalmente. Hoy que estamos cómodos y contentos con nuestras carreras y nuestra vida en general.

En el mejor de los escenarios, quizás no necesitemos más del dinero que podemos producir hasta que nos querramos retirar. En ese momento, seguramente necesitemos contar con ingresos pasivos y una reserva de dinero que nos permita poder hacerlo sin problemas.

En un escenario más realista, después de nuestros veinti – la edad de las personas del grupo con el que charlaba era de entre 28 y 35 años- “pasan cosas”. Buenas y malas. Pero lo cierto es que afectan nuestra necesidad de dinero. Pueden cambiar nuestras estructuras familiares, nuestros trabajos, lugares de residencia como en este caso, estado de salud, etc. Puede ser que necesitemos un año sabático, o que querramos renunciar a un empleo para emprender. O que directamente perdamos el empleo. Podemos, en algún momento, encontrarnos con un período de crisis económica (en Argentina la posibilidad de ocurrencia ronda el 100%).

Agregarle a alguna de estas situaciones la incertidumbre de cómo vamos a vivir es angustiante. Por el contrario, saber que para todo esto cuento con cierto respaldo, me deja dormir más tranquila. Y cuando duermo más tranquila es cuando tomo mejores decisiones.

Concluí entonces, que para mi el ahorro no es otra cosa que guardarme cierto margen de libertad de elección para el futuro. Y para mí, vale la pena.

Seguinos en las redes

Ya somos miles los que compartimos las ideas en las redes sociales, seguinos!

NUESTROS CURSOS

Agotado
Agotado

Curso Online

Curso de Mega Crypto

$11.600,00
Agotado
$11.880,00
Agotado
Agotado
$8.200,00
Agotado
$17.000,00
Agotado

Curso Online

El Método Stop Loss

$9.400,00

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
Necesitas ayuda?
¿Hola, en qué podemos ayudarte?
Powered by